Esta asignatura aporta al perfil del Ingeniero Electrónico la capacidad de analizar sistemas físicos que involucran fluidos al identificar los tipos de fluidos y su comportamiento, así como interpretar y modelar fenómenos físicos referentes a la mecánica de fluidos.

En esta asignatura se proporcionan las competencias que sirven como base para desarrollar competencias en las áreas de comunicaciones y óptica. 

Por último se proporciona una formación introductora en el área de la termodinámica que le permita entender la mecánica del medio continuo. 

Es importante ubicar esta asignatura en los primeros tres semestres de la carrera por su carácter de formación de competencias básicas necesarias en otras asignaturas.